Pago con tarjeta de crédito por Internet

1 Pago con tarjeta de crédito por internet

Aunque esto se cumple pocas veces, si vamos a comprar en el Corte Inglés, Mercadona o donde sea, veremos que el nombre de la página web es básicamente el mismo que el nombre del negocio. Esto es muy importante, porque hay páginas fraudulentas que intentando engañar al comprador, copian páginas web y los nombres que tienen son prácticamente iguales: les falta una letra, tienen las mismas letras pero cambiadas de orden, faltas ortográficas, etc.

Una vez que hemos confirmado el pedido, ha llegado la hora de pagar. Accede a la pasarela de pago donde te pedirán los datos de tu tarjeta de crédito. En algunas webs estos dos pasos pueden estar englobados en uno.

Fíjate en la barra de dirección del navegador. Si la dirección de la web (la url) comienza por “https:” significa que es un sitio seguro y que los datos están encriptados.

Introduce los 20 dígitos de la tarjeta que están en el anverso. En las tarjetas de crédito este número está troquelado en el plástico mientras que en las de débito suele estar impreso.

Después, te pedirán la fecha de caducidad que está justo debajo del número de la tarjeta. Consta de cuatro dígitos dos para el mes y otros dos para el año. Por último, introduce los dígitos de control (CVC) que suelen estar en la parte posterior. Hay que poner las tres  últimas cifras de ese número.

tarjeta

Aquí tenemos un ejemplo de cómo se realizaría una compra a través de Internet. En este caso, hemos realizado la compra para ir a un acontecimiento deportivo. Nos piden los datos hablados anteriormente:

  • Nombre.
  • Código Postal.
  • Nº de Tarjetas.
  • Fecha de caducidad de la tarjeta.
  • CVC.
  • Teléfono.
  • Correo Electrónico.

Nos suelen pedir el correo electrónico o el teléfono para enviarnos información del pago realizado. Además, en este caso hay que activar la casilla de “He leído y Acepto las condiciones” para poder realizar la compra.

Si a pesar de estos sencillos consejos, sigues siendo reacio a comprar a través de Internet, las propias compañías como Visa o MasterCard suelen ofrecer seguros para realizar compras en la Red. También puedes acudir a tu banco, ya que muchos de ellos, ofrecen tarjetas específicas para realizar este tipo de transacciones en Internet.

Por último, te recomendamos que no hagas tus compras fuera de casa (en hoteles, cibercafés...). Instala un buen antivirus en tu dispositivo (ya sea en un ordenador de sobremesa, portátil, tableta o “smartphone”) y mantén el firewall activado, así evitarás que alguien pueda ver lo que estás haciendo.